El principal enemigo del éxito del trading

El principal enemigo del éxito del trading: el miedo

 “El que ha naufragado tiembla incluso ante las olas tranquilas.” Ovidio

Nuestra forma de pensar nos hace único más haya de nuestros propios rasgos físicos. Tendemos a creer que la mayoría de personas sienten igual que  nosotros pero cada ser es único e independiente. Solemos proyectar en los demás nuestros pensamientos, formas de vivir para encontrar soluciones grupales que valgan para todos. Como decía Freud: “proyectar es perseguir deseos propios en otros”. Cada uno de nosotros construye como expertos de su propia vida sus distintos puntos de vistas sobre la realidad. La probabilidad de que dos construcciones de la realidad se solapen al cien por cien tiende a cero. Si pensamos en un ejemplo claro, ¿cree usted que un trader ganador  piensa igual que uno perdedor? seguramente el ganador habrá alcanzado un conjunto de actitudes que le permiten seguir siendo disciplinado, confiado y enfocado en su trading a pesar de las condiciones adversar que tarde o temprano llegan. Como hemos comentado en un sinfín de artículos, para realizar trading nuestra mejor arma no es un buen sistema, ni la mejor plataforma ni las menores comisiones, sino conocernos a nosotros mismos y saber cómo gestionar nuestras emociones, puesto que el mercado solo ofrece oportunidades en función de unas probabilidades que debemos gestionar, en función de cómo lo hagamos podemos ser personas exitosas o convertirnos en nuestro peor enemigo.

Mark Douglas en su libro “Trading in the Zone” denominaba “actitudes y perspectivas defectuosas” a todas aquellas que fomentaban el miedo en vez de la fe y confianza en nuestro trabajo. De hecho identificaba principalmente cuatro temores: temor de estar equivocado, temor de perder dinero, temor de perderse una operación y temor de dejar dinero sobre la mesa.

Cuando sentimos miedo nos congelamos, nos paralizamos, nos cegamos y no somos capaces de observar otras posibilidades. El miedo tomara una decisión sobre la percepción de la información que le da el mercado haciéndole cometer errores. Hasta en el mundo animal cuando se siente miedo se reacciona de manera violenta e imprevista  formando grandes “estampidas”. Los humanos lo sentimos con más intensidad por la racionalidad del pensamiento que nos hace adelantarnos a posibles consecuencias de un determinado hecho.

¿Recordáis cuando operabais en modo simulación y las operaciones salían ganadoras? Acto seguido nos enfadábamos pensando el dinero que estábamos perdiendo. Esto también es un tipo de miedo que podríamos denominar miedo a no ganar o a perdernos una operación.

Como dice Douglas, existen otros miedos paralizantes, uno de los más típicos es el miedo a equivocarnos, el temor a que mi interpretación, mi capacidad de análisis no sean correctos. Básicamente, poner encima de la mesa mi valor como trader en función de una operación. Hay que ser muy conscientes de que en nuestro mundillo financiero “la incertidumbre es la mayor certidumbre”, no necesitamos tener razón, simplemente gestionar mayores probabilidades a nuestro favor.

¿Por qué es tan importante gestionar bien los miedos? Porque cuando nosotros tenemos que decidir en un punto concreto sin ver más allá del gráfico, si entrar largos, cortos o no entrar, las decisiones que tomaremos irán en base al juicio que somos capaces de emitir, y el análisis de esa situación concreta, ese gráfico, se ve afectado por nuestra carga emocional, si tenemos miedo a no llevar razón no podemos actuar de forma coherente con nuestros análisis, nuestros juicios quedaran distorsionados.

Una vez leí que el rendimiento de una persona es igual a su potencial menos  sus interferencias(R = P – I) “Para quien tiene miedo todo son ruidos, todo son interferencias”, su potencial queda minimizado y por consiguiente su rendimiento reducido. El miedo entorpece en nuestro rendimiento interfiriendo en nuestro potencial, no vemos realmente las oportunidades que nos brindan los gráficos, nos congelamos, nos bloqueamos y el mercado ofrece continuas oportunidades.

Imagínese que tienes que andar por una tabla ancha posada en el suelo durante unos 8 metros de distancia. La mayoría de las personas están potencialmente preparadas para realizar este ejercicio. Ahora bien, si la tabla la subimos a veinte metros del suelo, el potencial de cruzar la tabla andando sigue siendo el mismo, sin embargo hay algo que va a interferir en ese potencial, y es nuestro miedo a caer, la anticipación de una posibilidad negativa.

Hay dos elementos muy importantes para reducir o eliminar el miedo.

  1. Nuestras ideas, lo que hacemos va a depender de nuestros resultados. Creencias ciertas o ideas erróneas. En el caso de los trader que tienen miedo cuando están operando generalmente tienen ideas que no son correctas, son irracionales, e interfieren en su rendimiento. Hay que trabajar para eliminarlas.
  2. Entrenamiento, para ganar confianza en lo que hacemos. Si no queremos tener miedo cuando nos suban a la tabla que está a una altura de veinte metros, tendremos que ir poco a poco. Primero, subir la tabla a un metro de distancia luego a dos ect.. haciéndolo de forma gradual hasta que nuestros pensamientos vayan superando los distintos niveles. Por ejemplo, a las personas con miedo a volar, a menudo se les hace realizar una serie de pequeños pasos que se van incrementando para vencer por completo su fobia. Pueden empezar sentándose simplemente en el aeropuerto, acostumbrándose al bullicio, los monitores de salidas y llegadas, los puestos de facturación… y volviendo luego a casa. En la próxima visita puede que pasen el control de seguridad y se acerquen hasta la puerta antes de irse a casa. En la próxima visita tal vez entren en el avión y se sienten en un asiento. El sujeto no avanza a la etapa siguiente hasta sentirse cómodo en el nivel actual. Todos estos pasos están pensados para convertir gradualmente la incertidumbre en familiaridad, con la meta final de acostumbrarse a volar.

Si tenemos las ideas correctas y el entrenamiento adecuado podremos aprovechar las oportunidades que continuamente nos brinda el mercado. Así que cambie de una vez sus miedos por fe y confianza en lo que hace.

Si necesitáis de una guía operativa gratuita y efectiva para comenzar con vuestro entrenamiento, no olvidéis registrarse en nuestra servicio via wassap Now trading.

Buen trading amigo!

 

 

Advertencia legal:

Enbolsa.net o cualquier persona/empresa relacionada con este proyecto no aceptará ninguna responsabilidad por cualquier pérdida o daño en el trading como resultado de la confianza en la información suministrada en nuestra web incluyendo nuestros webinarios, cotizaciones, gráficos, etc. La operativa en Fondos de inversión o ETF son formas de inversión con riesgo de pérdida de una parte del dinero de una cuenta y no son aptas para todos los inversores. La operativa en futuros, CFDs, opciones u otras formas de especulación apalancada son las formas de inversión con riesgo de pérdida de la totalidad del dinero de una cuenta e incluso más y no son aptas para todos los inversores. Por tanto, tanto en operativa a contado como en operativa apalancada declinamos toda responsabilidad de cualquier decisión de compra o de venta de títulos, valores y/o activos cotizados en los mercados, por influencia de dichas opiniones o replicando las posiciones publicadas en la web o seminarios.

La operativa en activos de los mercados financieros requiere conocimiento y amplia experiencia. Son productos complejos y en algunos casos apalancados cuyo uso puede dar lugar a pedidas severas en el capital, pudiendo superar las pérdidas el capital invertido, por tanto el inversor deberá comprobar que los activos en los que opera se adaptan a su perfil de inversión y asumir el riesgo de su propia operativa. Enbolsa.net no asume responsabilidad alguna por cualquier pérdida, directa o indirecta, que pudiera resultar del uso de esta página web o de nuestros servicios. Los usuarios deben estar plenamente informados sobre los riesgos, gestión monetaria, apalancamiento y los gastos asociados con el trading en los mercados financieros.

El contenido de la página web y los servicios que se ofrecen no pretenden ser, no son y no pueden considerarse en ningún caso, asesoramiento en materia de inversión ni de ningún otro tipo de asesoramiento financiero, ni puede servir de base para ningún contrato, compromiso o decisión de ningún tipo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *